4 palabras que curan: de las Pléyades a la tierra

La misión humana no era tan simple. Habíamos venido aquí a amarnos incondicionalmente y a crear paz para poder experimentar una nueva tierra. Casi nunca bajo el nivel de la mente lo lograríamos, pero esto a nadie se le explicaba al nacer. La salida de ese nivel había que descubrirla o quizás se ganaba por créditos acumulados, o por méritos a lo largo de la existencia. Ella, la mente pensante, siempre nos estaría ofreciendo información vieja, de dolores e injusticias padecidos a manos de otros humanos o de la misma vida, cuya raíz principal nos sería siempre desconocida.

Sigue leyendo

Cuando alguien te diga que te ama

Cuando alguien te diga que te ama, no lo pongas en duda. Atesóralo, guárdalo allí en donde pones tus joyas más preciadas. El amor que llega a través de las palabras, sea como sea, es curación.


Te amo significa, te acepto, te apruebo, te abrazo, te cubro con mis alas para que la vida sea un lugar más bonito para ti. Un te amo, bajo cualquier circunstancia, ha de significar para ti, que algo más allá de las formas, más allá de las palabras, más allá de las memorias, más allá de tu historia, es una creación en tu ser. Que en cierto modo, flores hermosas crecen dentro de ti.

Sigue leyendo

Amor y trastornos alimenticios

Hace algún tiempo veía un documental en televisión sobre un grupo de chicas con problemas alimenticios como bulimia y anorexia, entre otros. Y al observar los tratamientos comprendí porqué no funcionan, porqué esto es algo que se ve tan difícil de superar. Por qué la esperanza de una curación parece estar lejana.

Resulta que estas chicas llegan a internarse a un lugar que cobra bien por sus servicios.

Entre ellos, les brinda atención permanente y les pone ciertas reglas, y dentro de ellas está la vigilancia en el comedor para que se coman toda la comida, para que consuman el medicamento, para que no hagan lo que se supone que es incorrecto en el tratamiento, etc.

Sigue leyendo

Superar la muerte de alguien

Una sincera conversación tuvo lugar el otro día en mi muro de Facebook (Vivi Cervera), en la publicación que hice sobre Eduardo Galeano, QEPD.

«El sí se ha pronunciado. Maravillosa su paciente, serena esperanza.»

—Perdón… será que soy muy inculta… bueno sí, pero hay veces que los mensajes posteados no los comprendo… las imagenes son maravillosas. (Escribió Angela).

Sigue leyendo

El gran desafío de aceptarnos como somos

En una pequeña ciudad, una mujer mayor, se despierta en la madrugada, baña y viste a su hijo con capacidades diferentes. Con amor infinito lo sube al transporte colectivo, el conductor la espera, ya la conoce. Después, ella se dirige al mercado donde vende frutas y verduras para mantener a su familia.
En otro lado de la ciudad un chico se mira al espejo, con la mente llena de preguntas. ¿Por qué se siente mujer teniendo cuerpo de hombre? Sabe bien que no es gay. Es mujer!. ¿Qué sucede entonces? ¿Por qué nadie cercano parece comprenderlo?. Papá y mamá sólo hablan de no «ofender a Dios», y él no sabe qué hacer. Como cada día, se prepara para ir a clases, y allí intentará encajar una vez más.

Sigue leyendo

Ítaca

Yo tenía 6 años de edad cuando mi papá (Luis Alberto, q.e.p.d.) me contaba sobre las aventuras de un hombre griego llamado Ulises, rey de Ítaca, de su aventura con los cíclopes, con Circe, con las sirenas, con Poseidón. Mi papá me contaba esto de tal modo que comencé a amar a La Odisea de Homero, desde muy niña. Y esto me llevó a leerla en su prosa original, desde temprana edad. Sólo quería leer una y otra vez, lo que tantas veces escuché como un cuento para niñ@s.

Sigue leyendo

No tengo que entender por qué

Una de las creencias con las que crecemos, es aquella de que si somos lo suficientemente buenas personas, nada malo podrá sucedernos. Y es con este frágil concepto con el que nos enfrentamos a un mundo que no tardará en demostrarnos que eso no es verdad. Que en la vida, la mayoría de los eventos tienen lugar de forma brusca e inesperada y que con la lógica suficiente, desde la misma niñez pudo haber sido fácil darnos cuenta de que nuestra bondad o maldad es prácticamente irrelevante en cuanto a las continuas y constantes sorpresas que nos da la vida. Que no hay bondad que evite sus bruscas arremetidas.

Sigue leyendo

Comida y maltrato animal

Nota: Este escrito ha sido creado única y exclusivamente para personas que han estudiado las bases de las 4 palabras que curan.

Cuando alguien me hace una pregunta, yo me siento agradecida porque esa persona consideró que yo podría tener la respuesta correcta, aunque sólo exprese mi punto de vista, que no es una verdad universal, es únicamente una visión personal y por lo tanto periférica o subjetiva de las cosas.

Las preguntas de una lectora son: