Cómo mejorar tu diálogo interior

Una de las cosas que vamos desarrollando a medida que crecemos y a medida que pasa el tiempo es, a «protegernos» a través de pensamientos oscuros y dolorosos. La misión de estos pensamientos es precisamente prepararnos para lo peor, para que llegado el caso, lo peor no nos destruya. Lamentablemente no funciona así, porque lo que sucede verdaderamente es que cada pensamiento crea realidades. Cada pensamiento que está atravesando tu mente ahora te quita, o te da. Cada pensamiento que tienes ahora, hace una creación que en poco tiempo se podrá tocar. Los pensamientos negativos se vuelven objetos, seres, situaciones, conflictos, problemas. Y los pensamientos bonitos se convierten en regalos, por sí mismos y por lo que generan.

Sigue leyendo

Ella quería saber porqué él eligió suicidarse

En mi muro de Facebook, una mujer me escribe:

Buenos días. Quisiera saber ¿Porqué mi hijo de 45 años tomó la decisión de quitarse la vida?. Me siento con mucho dolor. Busco el motivo y no lo encuentro quisiera que usted me diera por lo menos una explicación.

Mi respuesta:

Sigue leyendo

Cómo ser más amable contigo

Lo más probable es que para ti no sea nuevo el hecho de que imponer tus manos sobre tu propio cuerpo, sea una de las acciones más tranquilizadoras que puedas regalarte. En realidad no es complicado, ni necesita de muchas indicaciones, el retirarte a un espacio donde te encuentres solamente contigo y entonces dirigir tus manos a esa zona de tu cuerpo que siempre o casi siempre te ha dolido, te ha inquietado, te ha disgustado o te ha molestado. Justo allí donde consideras que algo sobra. Allí donde a menudo piensas: «esto no debería existir». Justo ahí.

Sigue leyendo

Ítaca

Yo tenía 6 años de edad cuando mi papá (Luis Alberto, q.e.p.d.) me contaba sobre las aventuras de un hombre griego llamado Ulises, rey de Ítaca, de su aventura con los cíclopes, con Circe, con las sirenas, con Poseidón. Mi papá me contaba esto de tal modo que comencé a amar a La Odisea de Homero, desde muy niña. Y esto me llevó a leerla en su prosa original, desde temprana edad. Sólo quería leer una y otra vez, lo que tantas veces escuché como un cuento para niñ@s.

Sigue leyendo

Renunciar definitivamente al pasado

Fueron tantas las veces en las que quise regresar en el tiempo, volver atrás a cuando todo parecía estar en paz. Pero al fin he comprendido que en toda la aparente paz de esos viejos instantes no se encontraba mi experiencia de hoy y que sólo por ella vale la pena decir que acepto la vida como viene y como va; que vale la pena hacerle frente, porque para eso estoy aquí.

Sigue leyendo