Cómo mejorar tu diálogo interior

Una de las cosas que vamos desarrollando a medida que crecemos y a medida que pasa el tiempo es, a «protegernos» a través de pensamientos oscuros y dolorosos. La misión de estos pensamientos es precisamente prepararnos para lo peor, para que llegado el caso, lo peor no nos destruya. Lamentablemente no funciona así, porque lo que sucede verdaderamente es que cada pensamiento crea realidades. Cada pensamiento que está atravesando tu mente ahora te quita, o te da. Cada pensamiento que tienes ahora, hace una creación que en poco tiempo se podrá tocar. Los pensamientos negativos se vuelven objetos, seres, situaciones, conflictos, problemas. Y los pensamientos bonitos se convierten en regalos, por sí mismos y por lo que generan.

Sigue leyendo

Bendice el dinero para que puedas ayudar(te)

Cuando no conocemos de qué está hecha la vida, de qué está hecha la comida, de qué estamos hechas las personas, entonces opinamos de un modo que nos precipita hacia la escasez. Y conste que escasez no es la carencia de dinero únicamente, la escasez también es la carencia de la sensación de ser abundante por naturaleza.

Hay personas adineradas que en realidad sufren de escasez, y personas que no disponen de mucho efectivo, pero que realmente son ricas. Como también hay personas que no disponen de dinero pero que interiormente se sienten muy muy pobres. Y entonces la escasez se hace más difícil de entender.

Sigue leyendo

Las 6 creencias que la llevaron a saborear el éxito

Comienzo diciéndote que no se trata de tener dinero. Si ya llevas algún tiempo leyéndome sabes que no creo en la existencia del éxito, ni en la del fracaso, tal como se conocen, porque en la vida todo es relativo. De hecho, me identifico con la frase de Borges que dice: «El éxito y el fracaso son dos impostores».

Es más, déjame te cuento algo que explique un poco mi teoría:

Sigue leyendo

Yo fui hecha para amarte

Hace algunos años, cuando apenas me asomaba al mundo de las 4 palabras que curan, atravesaba por algunas dificultades económicas; el dinero que ganaba, simplemente se iba de mis manos velozmente y me dejaba sumergida en medio de grandes preguntas como por ejemplo: ¿Qué estoy haciendo mal?, entre muchas otras.

En una ocasión recibí la alarmante carta de uno de los almacenes de la ciudad, en la cual se me notificaba que mi crédito había llegado hasta el departamento jurídico y que debía pasar a arreglar esa situación lo antes posible. Te confieso que me sorprendí. Mi exactitud y puntualidad de siempre parecían quedar en el olvido frente a mí misma y frente a la empresa. Era justo que tuviera que arreglármelas con el abogado porque además pronto tendría el dinero. Y así fue.

Sigue leyendo

¿Se ha de cobrar el trabajo espiritual? Parte 3

Espíritu, espiritual, espiritualismo y espiritualidad son palabras afines con diferente significado. Este texto hace énfasis en la espiritualidad, palabra que a su vez tiene diversas connotaciones dependiendo del contexto y que aquí interpreto como una expresión que posee calidad de espiritual, y que de alguna manera denota un estrecho contacto con el espíritu.

El espíritu es el principio vital que trasciende el cuerpo que lo contiene; es la esencia portadora de la Creación y está más allá de nuestra comprensión. La mente pensante, que trabaja incansablemente a su lado, jamás tendrá la oportunidad de descubrirlo o describirlo en su verdadera extensión…

Sigue leyendo

¿Se ha de cobrar el trabajo espiritual? Parte 1

Hace mucho tiempo, una mujer comentaba que se encontraba triste y confundida porque había sido bloqueada de una página en la cual se quejó por la forma en la que se hace referencia a ciertas meditaciones en venta y a su elevado costo económico en comparación con el servicio que se presta. Y justo ahora que escribo esto me doy cuenta de que no cabe duda de la perfección que existe en lo incomprensible y en el hecho de que ella atravesara por esta experiencia, ya que de todo eso se valió este texto para poder nacer. Desde este punto de vista, no me queda más opción que darle las gracias y pedirle que lea con su corazón mis palabras.

Sigue leyendo

Una sana relación con el dinero

Palabras dedicadas al dinero:

Al dinero: Perdóname porque no he sabido valorarte, he olvidado cómo tratarte, no he cuidado de ti como lo mereces, he estado distante, dispers@ intentando buscarte en donde no estás. Ahora me encuentro contigo, te abrazo, te cuido y te encuentro en mí. Te amo!. (Extracto de mi libro Perdón, curación y milagros).

¿En verdad el dinero es tan importante y tan básico para sanar y para adquirir aquello que pueda hacerte sentir mejor en esta vida?

Sigue leyendo