La diosa de la inteligencia en la mujer

Una de las diosas más inspiradoras del Olimpo es Palas Atenea, su segundo nombre (Atenea) significa «Inteligencia Divina», precisamente porque nació de la cabeza de su padre Zeus. Ella es la diosa de la inteligencia, la verdad y la estrategia. Se destaca en las obras de Homero por su ayuda incondicional a los héroes, especialmente con Ulises de quien se compadecía frecuentemente por su infortunio. Palas Atenea (Minerva para los romanos) se caracterizaba por su espíritu guerrero, así como por su astucia y su estrategia. Puede considerarse como una mujer en toda la extensión de la palabra: perfecta, equilibrada; en algunos pasajes justa y compasiva con las demás mujeres, en otros temible e impositiva; era valiente aliada de los héroes de Troya y sobre todo, la diosa protectora de las artes, de la literatura.

Entonces toda mujer inteligente tiene dentro de sí, el arquetipo o modelo de la diosa Palas Atenea. Y considero que la inteligencia como tal, es una facultad humana que se divide en dos partes importantes que son:

a) Inteligencia académica, que tiene que ver con la asimilación correcta de todo lo que se estudia y aprende respecto de cualquier materia, área, o tema.

b) Inteligencia emocional, que se trata de tu capacidad de asimilación, adaptación y aceptación de tu vida (sea como sea).

Es maravilloso contar con las dos, aunque el hecho de adquirir o poseer inteligencia emocional es de mujeres privilegiadas, en las cuales predomina el arquetipo de Palas Atenea. Una mujer que sólo posea inteligencia emocional (aunque no académica) puede salir adelante con cualquier crisis porque en principio tiene la capacidad de aceptar sus lágrimas y de encontrar la solución como si tuviera un radar; en cambio una mujer que sólo es inteligente a nivel académico, tendrá más dificultades en la vida, se negará a aceptar o a recibir el dolor y le será más difícil manejar sus relaciones con todo lo que le rodea. Le será poco fácil ser feliz, lo cual es nuestro motivo para hacer lo que hacemos.

La esencia femenina (mujeres, hombres y demás géneros) está cambiando, está aprendiendo de elementos básicos como el agua y su natural manera de amoldarse, de adaptarse naturalmente al recipiente que la contiene. Ha comprendido que no puede continuar entre lamentos y quejas, entre maltrato y dolor. La lucha contra las ventajas del mundo masculino poco a poco va abriendo paso a la comprensión de que no ha de existir tal lucha porque el hecho de ser hombre o mujer solo le pertenece a la memoria. No hace débil a nadie, ni pone en desventaja a la esencia de la creación, simplemente le hace diferente y una parte esencial del mundo masculino (sí y solo sí, así lo creemos).

Hemos sido todo y continuamos siendo todo, entonces ¿Cómo culpar? La existencia siempre se reúne en un solo ser: aunque aquí en este mundo nos toque llamarle hombre, mujer o de cualquier otro género. Además todas hemos experimentado los géneros existentes, tú has sido de todo a lo largo de tus vidas, has tomado parte en el orgullo y también en la humildad, en la emisión y en la recepción, en el pensamiento y en el sentimiento, en la luz y en la oscuridad, en el inicio y en el fin. Así que dentro del caótico orden de la vida estás en el punto correcto, en tu mejor momento. Y es por ello que el arquetipo de Atenea y su inteligencia emocional, su capacidad de abrazar todas sus facetas, está aquí para desvanecer el caos de tu memoria ancestral.

Afuera, no hay a dónde mirar. No hay a quien culpar.

Esta entrada fue publicada en el día de la mujer, un 8 de marzo del 2010.

Gracias por leerme.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s